Santa Coloma de Gramenet

Que las derechas no te arrebaten la España que quieres

  • Esteve Serrano
  • Actualizado:
  • Creado:

Tenemos el poder real, con nuestro voto, de impedir que las generaciones futuras queden condenadas por el retorno a los tiempos de la involución.

Las elecciones del próximo 28 de abril son clave para garantizar la estabilidad y el progreso en España. Ha sido largo e ingrato para la ciudadanía el legado que nos ha dejado el Gobierno de Mariano Rajoy. Afortunadamente la moción de censura, presentada por Pedro Sánchez ha modificado el rumbo en nuestro país, revirtiendo los recortes de derechos y las desigualdades sociales provocados por años de desgobierno de la derecha más rancia. 

En menos de un año ejerciendo la responsabilidad de gobierno, en circunstancias muy lejos de ser idóneas, el ejecutivo de Pedro Sánchez ha trabajado con eficiencia y determinación, reconduciendo las persistentes pérdidas en materia de justicia social y libertades individuales. Actuando con firmeza en el plano económico, territorial y en la defensa del conjunto de los logros sociales históricamente conseguidos. 

El bloqueo a los Presupuestos Generales del Estado por parte de los independentistas que se niegan a aceptar la separación de poderes y lo mezclan todo, y del frente de derecha retrógrada compuesto por Ciudadanos y PP han provocado la convocatoria de elecciones generales para el próximo 28 de abril. 

Paradójicamente, en lo que la derecha ha visto una oportunidad de oro para llevar a España a la involución; a tiempos grises y sin esperanza; a tiempos de confrontación; del cuanto peor mejor, a la cronificación de las desigualdades y los recortes de los derechos sociales, una España progresista va a ponerse en pie para llenar el 28 de abril, las urnas de votos de esperanza y futuro para todas y todos. 

La reacción de la derecha ha sido rápida y reveladora. Han caído finalmente, las caretas de falsa modernidad, y los postulados neoliberales se han radicalizado - a la caza del voto - hasta extremos insospechados, inquietantes. Se están cuestionando lo que hoy día son derechos fundamentales del ser humano, en una indecente y bochornosa carrera por ver quién hace la propuesta más insensible, totalitaria y desconcertante. 

Ponen en duda la igualdad de género. Atacan a la memoria histórica. Piden revisar los marcos legislativos que regulan el divorcio, la interrupción del embarazo o el derecho a una muerte digna. Solicitan rebajas de impuestos a los más ricos para recortar en servicios esenciales que pretenden privatizar para continuar beneficiando a los de siempre. 

El sinsentido es continuo, y solo hay un remedio para evitar que la escalada de insensatez se materialice en una acción regresiva que haga retroceder a nuestra sociedad. 

Tengámoslo claro. El electorado se va a movilizar masivamente para cortar el paso a la derecha más extrema, retrógrada que ha conocido este país desde la muerte del dictador. 

Pero no debemos confiarnos: las encuestas son lógicamente favorables, fruto del trabajo hecho estos meses por el gobierno socialista, pero la afluencia a las urnas debe ser y será histórica. Tenemos el poder real, con nuestro voto, de impedir que las generaciones futuras queden condenadas por el retorno a los tiempos de la involución. 

Necesitamos un buen resultado en las urnas para tener un gobierno sólido y estable. Estoy convencido de que solo el PSOE puede garantizarlo. Por ello, te pido que este 28 de abril votes PSC-PSOE. Haz que pase/♥